Pages Menu
Compartir
Seguir
Abc Pack


HAVERADAMS® – rentable, hermético, compacto, limpio… y galardonado

HAVERADAMS® – rentable, hermético, compacto, limpio… y galardonado

Analizamos el crecimiento de los sacos de plástico con el Sr. Robert Brüggemann (izquierda) - Director de la División de Química y el Sr. Heinz-Werner Bunse (derecha) - Director de Ventas de la División de Cemento.

Analizamos el crecimiento de los sacos de plástico con el Sr. Robert Brüggemann (izquierda) – Director de la División de Química y el Sr. Heinz-Werner Bunse (derecha) – Director de Ventas de la División de Cemento.

Los sacos de plástico (PE) son cada vez más utilizados para transportar y vender todo tipo de productos. Sin embargo, quien habría imaginado hace algunos años que los productos en polvo podrían ser también envasados en sacos de plástico compactos, resistentes al agua y todo ello mediante un proceso completamente respetuoso con el medio ambiente. ZKG International tuvo la oportunidad visitar la sede central de Haver & Boecker en Olede, Alemania y analizar en profundidad el auge de los sacos de plástico con el Director de la División de Química, el Sr. Robert Brüggemann, y el Director de Ventas de la División de Cemento, el Sr. Heinz-Werner Bunse.
ZKG: Señor Bunse, usted empezó su aprendizaje en Haver & Boecker hace 49 años, podría explicarnos por qué tardaron tanto tiempo en darse cuenta del potencial del polietileno como material para ensacar productos en polvo.
BUNSE: A principios de los años veinte, mucho antes de que iniciase mi carrera con Haver & Boecker, los sacos eran sacos de boca abierta de yute y la única forma que había para cerrarlos era haciendo un simple lazo con un cable o una cuerda. A medidos de los años 20, los sacos de válvula llegaron desde Estados Unidos conjuntamente con los primeros desarrollos de lo que hoy conocemos por ensacadoras para sacos de válvula, que rápidamente se afianzaron como un estándar en toda Europa.
Desde entonces, la industria ha experimentado enormes cambios y desarrollos. Especialmente durante los últimos 20 años, tiempo en el que la automatización y los rendimientos de envasado han avanzado enormemente. Los sacos de válvula clásicos están ahora disponibles en todo tipo de formatos y materiales, desde papel o polietileno hasta polipropileno, cosidos o pegados y siempre adaptados a las especificaciones concretas de cada industria.
ZKG: ¿Dónde ve usted las ventajas de los sacos de plástico?
BUNSE: En mi opinión, el mercado del cemento a nivel mundial se enfrentará a un exceso de producción en un futuro próximo. Esto resultará en unos tiempos de almacenamiento más largos para los sacos de cemento, lo cual sin duda, puede ser un riesgo para nuestros clientes.
ZKG: Por favor, explíquenos como cree que este riesgo puede ser minimizado.
BUNSE: Este problema solo puede solventarse con un formato de saco estable y de larga duración. Un saco de cemento de polietileno puede almacenarse en un almacén abierto por un largo periodo de tiempo. Este tipo de sacos es altamente resistente al agua y permite mantener el cemento firme hasta periodos de un año. Estoy convencido que los sacos de plástico se afianzarán como el estándar en un futuro próximo.
BRÜGGEMANN: Otras ventajas del saco de plástico son su durabilidad y el hecho de que sea más

Saco de cemento de plástico, resistente al agua y que puede almacenarse por mucho tiempo.

Saco de cemento de plástico, resistente al agua y que puede almacenarse por mucho tiempo.

difícil de romperse o desagarrarse. Dependiendo del clima, las condiciones de almacenamiento y transporte, posibilitan que hasta un 10% de los productos ensacados en sacos convencionales no lleguen al consumidor final en las condiciones apropiadas debidos básicamente a roturas y la humedad. Debido a las ventajas que hemos mencionado este porcentaje se reduce prácticamente a cero en los 18 países donde hemos vendido nuestros sistemas ADAMS®.
La superficie externa de de los sacos de plástico merece también una mención a parte. Es muy adaptable y permite imprimir imágenes y logos de una mejor calidad.Se puede modificar la rugosidad y dureza de la superficie del saco para garantizar un mejor almacenamiento. Con envolver una lámina alrededor del palee es suficiente para asegurar la estabilidad del mismo.
ZKG: Haver & Boecker ha estado promoviendo el uso de sacos de plástico desde hace algunos años ya, ¿tiene una prueba de este concepto?
BRÜGGEMANN: Desde luego. Hemos vendido más de 70 sistemas ADAMS® por ahora. Estas ensacadoras son versiones básicas para formatos de 5-25 Kg. y 25-50 Kg. Ahora uno de nuestros grandes clientes de la industria de los materiales de la construcción nos ha solicitado algo especial: sacos de plástico de 1-10 Kg. que necesitan ser posicionados en una posición vertical para que los clientes finales los coloquen de forma segura en las carretillas de la compra.
Este cliente ya trabaja con un sistema ADAMS® para pesos entre 10 y 25 Kg. para encasar productos de tipo cemento, y ahora recibirán nuestra ADAMS® MINI. Con los sistemas ADAMS® y ADAMS® MINI sus productos estarán disponibles en tamaños entre 1 y 25 Kg.
ZKG: En lo que se refiere al llenado y al manejo, ¿cuáles son las diferencias principales respecto a las soluciones de ensacado tradicionales?
BUNSE: Los sacos de plástico que son usados como sacos de film tubulares a partir de una bobina son mucho más fáciles de manejar. No sufren cargas electrostáticas durante el proceso, además los sacos no tienen ninguna válvula por lo que se evita cualquier perdida de producto durante los proceso de llenado, sellado y descarga de los mismos. Los sacos se mantienen limpios durante todo el proceso. Las empresas pueden obtener sacos más uniformes y precisos en lo que a peso se refiere, pues evitamos la perdida de producto.
BRÜGGEMANN: El reto no solo consiste en llenar de forma precisa productos de polvo fino en sacos de plástico, sino además se trata de compactarlos. Durante el proceso de llenado el aire debe escaparse del saco en contra del flujo de los materiales, asegurando a la vez que no sale producto de dentro del saco con el aire que se abstrae del saco. Ahora esto es posible gracias al desarrollo de nuestra tecnología de vibrado eficiente así como al diseño especial de nuestro canal de producto, cerrado herméticamente. No es necesaria la reintroducción de productos en polvo en el proceso, el resultado es un saco de plástico compacto, limpio y sellado herméticamente.
ZKG: ¡Son muchas ventajas! ¿Por qué la nueva tecnología ADAMS® no se había desarrollado con anterioridad?
BRÜGGEMANN: El mercado y sus requisitos han cambiado. La demanda de ambos, usuarios privados y usuarios profesionales de todo el mundo están aumentando en términos de capacidades de limpieza y almacenamiento. Cuando la necesidad del mercado fue lo suficientemente elevada aceptamos el reto tecnológico y desarrollamos una tecnología que cumpliese con todos los requisitos. Por ahora, esta tecnología para envasar productos en polvo en sacos de plástico ha establecido nuevos estándares. El mercado nos impulsó igualmente a desarrollar la ADAMS® MINI debido al importante crecimiento que este ha experimentado en lo que se refiere a rango de pesos.
ZKG: ¿Se usan los sacos de plástico ya en todo el mundo? ¿Dónde creéis que pueden estar los mercados del futuro?
BUNSE: Los sacos de válvula pegados tradicionales, de papel o de plástico, son usados e todo el mundo. En países como Vietnam, China o India todavía se utilizan sacos cosidos muy sencillos. Sin embargo, no todos los sacos de válvula son capaces de satisfacer las crecientes necesidades de limpieza, precisión en peso, estabilidad y posibilidades de almacenamiento.
La tecnología ADAMS® está especialmente adecuada para países, donde todavía existen más pasos a lo largo del proceso, como por ejemplo la carga y descarga de los sacos, que en muchos casos todavía se lleva a cabo de forma manual, lo cual lógicamente conduce a un mayor desgaste y rotura de los sacos. Al mismo tiempo la tecnología HAVER ADAMS® es la tecnología ideal para aquellos países con un clima subtropical debido a su resistencia frente a la humedad y su larga vida útil, incluso cuando los sacos son almacenados en el exterior bajo condiciones climáticas difíciles.
ZKG: ¿Y qué pasa con los países considerados desarrollados?

La superficie de los sacos de plástico permite mejorar la calidad de las imágenes impresas y garantiza un apilado seguro debido a su rugosidad y dureza.

La superficie de los sacos de plástico permite mejorar la calidad de las imágenes impresas y garantiza un apilado seguro debido a su rugosidad y dureza.

BRÜGGEMANN: Completamente de acuerdo. Muchas plantas de cemento en Europa necesitarán modernizarse a medio y corto plazo. Las ensacadoras rotativas de toda la vida necesitarán ser remplazadas y aquí es donde las la tecnología HAVER ADAMS® ha empezado a encontrar su espacio. Estamos convencidos que continuaremos haciendo nuestro camino en muchas otras plantas por todo Europa.
ZKG: ¿Qué otras ventaja ecológicas nos ofrece el usar sacos de plástico?
BRÜGGEMANN: El polietileno puede ser reutilizado y reciclado varias veces, además está considerado como una materia prima ofreciendo una solución de ensacado ecológica. Como se ha mencionando anteriormente, los sacos de plástico reducen considerablemente la cantidad de producto derramado o perdido hasta prácticamente cero. Consecuentemente, tenemos que producir menos cantidad de producto, lo cual si lo miramos desde el punto de vista de turnos de fabricación ahorramos energía y contribuimos a la protección del medioambiente.
ZKG: Una pregunta más en referencia al creciente grado de automatización, ¿cómo os aseguráis de que los operarios están bien formados?
BUNSE: La formación de los operarios realmente empieza con la puesta en marcha del equipo así como durante todo lo que representa la gestión del flujo de material de los sacos vacíos. Es por esto que invitamos al personal operativo a nuestra fábrica en Oelde, Alemania y los formamos incluso antes de la entrega del equipo. Durante la instalación y puesta en marcha y después de la misma, nuestros técnicos se desplazan a la planta del cliente para asistir al personal en todo. Una vez el personal ha adquirido los conocimientos necesarios es incluso más sencillo ofrecerles soporte desde Oelde mediante nuestro tele servicio.
ZKG: Podría resumirnos las ventajas de la tecnología ADAMS® en unas pocas palabras.
BUNSE: Mientras la automatización está creciendo en todas partes, los sacos de plástico establecerán nuevos estándares. Haver & Boecker se ha marcado el objetivo de proveer a nuestros clientes en todo el mundo con la mejor y más fiable tecnología. A propósito, una de de nuestras máquinas en Lake Baikal, Siberia sigue trabajando perfectamente 78 años después.
BRÜGGEMANN: Los sacos de plástico son herméticos, limpios y rentables cuando se combinan con nuestra tecnología ADAMS®. Somos los precursores en el la industria y estamos convencidos que los sacos de plástico son el futuro para envasar productos en polvo.

ZKG: ¿Y cómo evalúan desde Lafarge en el Reino Unido su ADAMS®?

BRÜGGEMANN: ¡Sobresaliente!

BUNSE: ¡Y ganadora de un premio!

ZKG: Señores, muchas gracias por la concesión de estas interesantes ideas.


Empresa
Solicitar información y/o presupuesto


Sector de actividad*

*He leído y acepto las condiciones de la política de privacidad de datos.
recibir el e-newsletter de Abc-Pack.com con la actualidad del sector, nuevos productos y ofertas de nuestros proveedores registrados. Este servicio es completamente gratuito y puede darse de baja de él cuando desee.
* Campo obligatorio



Top